Seguí: “El Cine Astoria es una pieza compleja porque todavía no hemos sabido resolver bien lo de su alrededor. Está al lado de un túnel mal resuelto, de una calle que ya no es calle (Alcazabilla) y de la calle Victoria, terrible para recorrer”

“Nos han dicho que el turismo es un gran foco de rentas, que está muy bien, pero hay que saber dirigirlo adecuadamente y no reducirlo sólo al Casco Histórico”, indica el urbanista

Sobre la participación ciudadana, Seguí asegura que “ni los gobiernos ni los gobernantes están todavía preparados”. “Los ciudadanos no sabemos muy bien cómo participar”

Sobre el Guadalmedina el urbanista indica que “
no podemos dar una solución al río que inhibe al río. Lo ideal es que este se incorporase a la ciudad y no querer taparlo, que además va a costar mucho dinero”. “Estamos queriendo comer de los fondos FEDER destinados a los centros históricos, y los destrozamos”

03/11/17
Opinión. “Un parque temático para el centro y abandono para los barrios”, indica el urbanista Vicente Seguí. Hacemos un repaso por la ciudad de la mano de este profesional que participó en la redacción del PGOU de Málaga de 1983 junto con los arquitectos Salvador Moreno Peralta, Damián Quero y José Seguí, su hermano, autor del proyecto del rascacielos del Puerto. El polémico...

...edificio de 135 metros en plena bahía de Málaga. No ha querido responder a ninguna de las preguntas formulada sobre el mismo porque, como indica amablemente, no opina sobre “temas de familia”. EL OBSERVADOR ofrece un repaso por el urbanismo de la ciudad de la mano de Vicente Seguí, que indica que “no puede ser que el centro de la ciudad sea un parque temático. Puede que ahora lo veamos como algo muy atractivo. Nos han dicho que el turismo es un gran foco de rentas, que está muy bien, pero hay que saber dirigirlo adecuadamente y no reducirlo solo al Casco Histórico”. Sobre el Cine Astoria, Seguí indica que “es una pieza muy compleja porque todavía no hemos sabido resolver bien lo que está alrededor. Está al lado de un túnel mal resuelto, de una calle que ya no es calle (Alcazabilla) y de la calle Victoria, terrible para recorrer”. Sobre el Guadalmedina, Seguí indica que “no podemos dar una solución al río que inhibe al río. Lo ideal es que este se incorporase a la ciudad y no querer taparlo, que además va a costar mucho dinero”. Es una información de EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com.

“ES necesario hacer una revisión del Casco Histórico y tener otra idea metropolitana de la ciudad. Una idea de espacio más allá de sus límites actuales y ver cómo se comunica con todo. Existe un abandono brutal de los barrios. Estamos queriendo comer de los fondos FEDER destinados a los centros históricos, y los destrozamos. Y a la vez destrozamos los barrios. Un parque temático para el centro y abandono para los barrios. Forma parte de la tendencia actual de tanta desigualdad que existe. Hay que revisar el centro, recuperar la forma y luego tener una idea metropolitana de la ciudad”, indica el urbanista.

VICENTE
Seguí se encarga de la coordinación del servicio de calidad y atención al público de la Gerencia de Urbanismo del Ayuntamiento de Málaga. Es presidente en funciones de la Asociación de Estudios Urbanísticos y Territoriales Teatinos (AEUTT) (AQUÍ). Una asociación para debatir y reflexionar sobre el urbanismo, la ordenación del territorio y la sostenibilidad ambiental. Está vinculada al Foro Teatinos, que se viene celebrando desde hace diez años en el que se debate precisamente sobre estos asuntos.  Entre 1990 y 1994 fue delegado de la Consejería de Obras Públicas de la Junta de Andalucía en Málaga. Y fue uno de los participantes en la redacción del PGOU de Málaga de 1983 junto con los arquitectos Salvador Moreno Peralta, Damián Quero y José Seguí.


EN una entrevista publicada en Sur en febrero del pasado año (AQUÍ) indica que “hoy los ciudadanos hablan más de derecho urbanístico que de qué ciudad queremos”. Como participante en la elaboración del PGOU de Málaga, ¿qué ciudad quiere usted?
Desearía una ciudad donde los ciudadanos se sientan felices y puedan vivir en convivencia. ¿Cómo hacemos esto? ¿Cómo llegamos a este ambiente, a ese estado de convivencia y de felicidad? Hoy día nuestras ciudades han avanzado y han encontrado algunas soluciones buenas pero también otras que son muy oscuras, complejas, y esas complejidades son las que están intentando resolver muchas personas, muchos urbanistas. Si tuviera que dar una receta, una intuición de por dónde irá el camino de una ciudad futura, pienso que una ciudad tiene que investigar el ser más empática con la naturaleza. Las ciudades son muy ajenas a trabajar con los elementos naturales. La naturaleza tiene un alto grado de inteligencia. Posiblemente fijándonos en ella se resolverían muchos de los problemas que tienen hoy las ciudades. Estamos despreciando a la naturaleza.


EN otra pregunta del periodista Jesús Hinojosa le indica que la burocracia supone aún un muro para avanzar en la recuperación tras la etapa dura de la crisis y usted contesta que la administración debe de facilitar los procesos y que tiene que poner los medios para lo que la sociedad necesita. ¿Cree que en este caso la administración ha facilitado en demasía la construcción de un rascacielos que la sociedad no ha manifestado si necesita o no?
Ahí hay dos preguntas. Por mi costumbre personal no voy a responder a los temas que tienen que ver con mi familia. Sobre el tema de la burocracia, esta tiene que ver bastante con el gran papel que ha ocupado el derecho urbanístico. Un elemento justificativo que creo que nos ha contaminado un poco a todos. Como disciplina histórica esto se nos ha ido de las manos. Hoy todo ocupa qué articulo y qué ley es en la que interferimos o no interferimos. Hay miles de cuestiones de disciplina del urbanismo que son buenas analizar, que tienen que ver con el diseño, cuestiones sociales, económicas, que están bien que las veamos. Y que no nos quedemos centrados en el debate del derecho burocrático.


TAMBIÉN afirmaba que “el urbanismo debe escuchar a la gente, lo de Repsol tiene que repetirse”, en referencia a la iniciativa ciudadana de implantar un bosque urbano. ¿Cree que se está avanzando en esa idea de escuchar qué es lo que quieren los ciudadanos?
Es un elemento muy importante de cara a la vida actual y a la vida futura. Las ciudades empiezan a correr. La nueva gobernanza, más participativa, tiene que entrar en la vida social de las cosas y en la vida social del urbanismo. Y la participación es algo que vamos a tener que recorrer. No sabemos cómo hacerlo. Ni los gobiernos ni los gobernantes están todavía preparados. Los ciudadanos no sabemos muy bien cómo participar. Tenemos que encontrar la manera de ser partícipes en la toma de decisiones.


¿CREE que las administraciones públicas son transparentes?
Actualmente no tienen un alto grado de transparencia. Aunque han evolucionado considerablemente sin las comparamos con lo que eran hace 30 o 40 años. Eso es un camino junto con la participación que avanza más lentamente. Pero serán dos aspectos muy positivos para aquellas ciudades que sean capaces de ponerlos en marcha.


¿QUÉ opina sobre el Guadalmedina? ¿Cómo debe de ser la actuación que se lleve a cabo para integrar el río con la ciudad?
En Málaga tenemos tres elementos clave que tienen que ver con la naturaleza de la ciudad. Uno es el Monte de Gibralfaro,  otro el mar y el río. Todavía no hemos resuelto ninguno de los tres adecuadamente. No podemos dar una solución al río que inhibe al río. Hay que encontrar un buen método hidráulico y que las aguas del pantano no tengan que estar dando problemas todos los días. Lo ideal es que el río se incorporase a la ciudad y no querer taparlo, que además va a costar mucho dinero.


USTED es partidario de la creación de un gran bosque urbano en los antiguos terrenos de Repsol…
Pienso que es una buena solución. La tendencia de esa zona debe ser convertirlo en un gran bosque urbano que se incorpore a la ciudad.


¿QUÉ opina sobre los antiguos Cines Astoria situados junto a la Plaza de la Merced?
El Cine Astoria es una pieza muy compleja porque todavía no hemos sabido resolver bien lo que está alrededor. Está al lado de un túnel mal resuelto, de una calle que ya no es calle, en referencia a Alcazabilla. Esta comunicado con la Plaza de la Merced, con el Monte Gibralfaro y con la Calle Victoria, que es una calle terrible para recorrerla… Me interesa más resolver todas las cuestiones que están pendientes de hacer, buscar las soluciones a todo el entorno. El túnel de la Alcazaba es un lugar que el ciudadano no puede recorrer, está mal el encuentro con el Anfiteatro Romano… Que este edificio tenga un uso cultural, hacer una propiedad pública, tiene difícil salida. Hay posturas que dicen que lo mejor es derribarlo y dejar el espacio libre. En principio no lo veo. Si lo observásemos en su conjunto encontraríamos cuál es el volumen adecuado de todo. Tenemos que encontrar una buena solución para resolverlo en su conjunto. Pienso que actualmente es mejor cerrar la Plaza de la Merced  porque siempre ha estado cerrada. Es la plaza civil, la plaza mayor de Málaga. Creo que dejarla abierta no sería lo más adecuado de momento. Evidentemente si se construye no puede hacerse con una altura mayor a la de los edificios que hay.

¿QUÉ
otros aspectos le preocupan como ciudadano y profesional del Urbanismo?
No puede ser que el centro de la ciudad sea un parque temático. Puede ser que ahora lo veamos como algo muy atractivo. Nos han dicho que el turismo es un gran foco de rentas, que está muy bien, pero hay que saber dirigirlo adecuadamente y no reducirlo sólo al centro histórico. Es necesario hacer una revisión del Casco Histórico y tener otra idea metropolitana de la ciudad. Una idea de espacio más allá de sus límites actuales y ver cómo se comunica con todo. Existe un abandono brutal de los barrios. Estamos queriendo comer de los fondos FEDER destinados a los centros históricos, y los destrozamos. Y a la vez destrozamos los barrios. Un parque temático para el centro y abandono para los barrios. Forma parte de la tendencia actual de tanta desigualdad que existe. Hay que revisar el centro, recuperar la forma y luego tener una idea metropolitana de la ciudad.


PUEDE ver aquí otras informaciones relacionadas con esta noticia:
- 31/10/17 “Me parece una salvajada que el Obispado quiera hacer una sacristía en los jardines de la Catedral. Se los ha inmatriculado de forma deshonesta y desleal”, asegura Ysabel Torralbo, concejala de Málaga Ahora en el Ayuntamiento de Málaga
- 30/10/17 Se planea otra operación inmobiliaria especulativa en el Puerto de Paulino Plata (PSOE). Se edificarán varios edificios que albergarán un centro comercial a la entrada con la excusa de la nueva noria
- 27/10/17 “La autorización ambiental ‘acelerada’ concedida por la Junta al rascacielos del Puerto contradice 300 disposiciones normativas”, explica el arquitecto Hernández Pezzi. Que ha elaborado un análisis para el Consejo Social de la ciudad
- 27/10/17 La plataforma Defendamos Nuestro Horizonte pide al consejero de Medio Ambiente que revoque el Informe Ambiental del delegado territorial, Adolfo Moreno, en el que se niega el impacto visual del rascacielos del Puerto