La Universidad de Málaga compra ‘su’ libertad de prensa en los medios de comunicación gastando al año un millón y medio de euros en publicidad innecesaria e imagen para que ‘sus’ noticias tengan ‘buen’ tratamiento

Las preguntas que
EL OBSERVADOR
remite a su gabinete de prensa y que ‘no gustan' no las contesta

Ni profesores ni sindicatos de la Universidad de Málaga contestan cuando esta revista les pregunta qué opinan de casi el millón y medio de euros que esta institución se gasta en su Dirección General de Comunicación (ahora llamada Servicio de Comunicación) y en publicidad. ¿Esto es libertad de expresión, libertad de prensa, libertad de información o libertad de comunicación?

03/05/18. Opinión. Cinismo en la UMA del rector José Ángel Narváez. La Universidad de Málaga (UMA) ‘compra’ su libertad de prensa en los medios gastándose un millón y medio de euros en publicidad e imagen llamándolo comunicación, para que todas las noticias que aparezcan en ellos hablen ‘bien’ de ella (AQUÍ). Ayer mismo La Opinión tenía en su página web un gran banner de publicidad de la UMA, como se...

...puede ver en las imágenes promocionándose. Las preguntas que le hace EL OBSERVADOR a su gabinete de prensa que dirige el profesor de periodismo Juanfran Gutiérrez y que ‘no gustan' no reciben respuesta. Hoy se celebra el día Mundial de la Libertad de Prensa. La UMA participa en los actos organizados por la UNESCO  (Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura) por la conmemoración de esta jornada en la lejana Accra, capital de Ghana. Es una información de EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com.

DESDE 2007 la universidad malagueña cuenta con la Cátedra UNESCO de Comunicación, que “desarrolla su actividad académica docente, investigadora y de cooperación internacional en el ámbito de los medios y la libertad de expresión”, según recoge su apartado web (AQUÍ). Una cátedra que representa a la UMA en este encuentro en Ghana y cuyo responsable es el profesor de Periodismo Bernardo Díaz Nosty.


LA Universidad de Málaga (UMA) se queda fuera de los rankings internacionales que indican una enseñanza de calidad. Caso de la clasificación por disciplinas de ‘World University Rankings QS’ (AQUÍ), uno de los que más reconocimiento internacional tiene. La institución académica ni siquiera aparece en ninguno de los 500 puestos de las cinco listas de los diferentes ámbitos de conocimiento que se analizan. Pero todos los días ‘hablan bien’ de ella en las páginas de los medios de información locales, para lo cual se gasta la escalofriante cifra de 1.470.065 euros durante este 2018, según su propio presupuesto (AQUÍ). Casi un millón (920.065 euros) en la Dirección General de Comunicación y todo su personal, y más de medio millón (550.000 euros) en información, divulgación y publicidad. Es decir, ‘propaganda’ dada directamente, ‘a dedo’, a los medios. Eso sí, en el departamento de Periodismo de su Facultad de Comunicación se gastará en todo el año 2018 la cantidad de 34.113 euros. Eso se conoce como libertad de decisión.

NI profesores de Periodismo (ver noticia: Silencio. Ningún profesor de la UMA quiere opinar del 1.470.065 euros que la Universidad gasta en comunicación, de los que 550.000 van a información, divulgación y publicidad en medios, en los que sólo aparecen noticias ‘buenas’) ni sindicatos de la Universidad de Málaga (CCOO, UGT, Sindicato Apoyo Mutuo, SETUMA) contestan cuando esta revista les pregunta qué opinan de casi el millón y medio de euros que esta institución se gasta en la Dirección General de Comunicación (ahora denominada Servicio de Comunicación AQUÍ) y en información, divulgación y publicidad insertada en medios. (Ver noticia: Los sindicatos en la UMA silenciados o silenciosos: CCOO, UGT, Sindicato Apoyo Mutuo, SETUMA… ninguna organización quiere opinar sobre el gasto que la Universidad hace en comunicación e imagen, 1.470.065 euros anuales… ¿por qué?).

ESTA revista contactó con diferentes docentes para averiguar su posición al respecto y si esto podía perjudicar de alguna manera a la libertad de expresión y favorecer el control de noticias que la prensa local publica de la UMA, que actualmente en la práctica totalidad de los casos son positivas. Entre los encuestados ninguno quiso expresar su posición. ¿Eso es libertad de expresión, libertad de prensa, libertad de información o libertad de comunicación?

ALFREDO Rubio, profesor del Departamento de Geografía de la UMA y uno de los más antiguos colaboradores de esta revista en sus 30 años de existencia, es el único en manifestarse abierta y públicamente sobre esta cuestión: “La cifra es monstruosa y no me gusta porque como mínimo establece posibilidades oscuras. Está implícito que muchos medios se callan y no dicen nada por la publicidad”.


LA Universidad de Málaga acostumbra a ser noticia todos los días en los medios de comunicación locales (raramente en los nacionales), incluso con dos o tres informaciones diarias sobre ella en algunos, como Sur o La Opinión. A esto hay que añadir un suplemento semanal de 12 páginas que se publica en Sur todos los martes y las agendas informativas semanales que mantiene en las diferentes emisoras de radio y televisión como la SER. Y también los canales UMA pagados que mantiene en las webs de La Opinión (AQUÍ) y Málaga Hoy (AQUÍ). Mientras que este último es un enlace a la página web de la UMA, el primero, el de La Opinión es el más elaborado de todos y posiblemente el que más caro le resulta a la Universidad mantener. Porque todo esto es publicidad pagada.

CURIOSAMENTE este suplemento más elaborado se publica en el periódico con menor tirada y difusión de todos los de Málaga (La Opinión), según la oficina que se encarga de elaborar los baremos, la OJD. Precisamente es en este diario en donde el anterior responsable de prensa y publicidad de la UMA, el profesor de Periodismo Carlos Pérez Ariza, publica sus columnas semanales. Pérez fue un gestor amateur sin ningún tipo de experiencia de gestión al que el rector José Ángel Narváez le dejó manejar alegremente algún millón de euros públicos en propaganda y publicidad por aquello de los servicios prestados. Es lo mismo que hace ahora el responsable actual de comunicación de la UMA, una vez que Pérez no consiguió quedarse en el cargo cuando se jubiló a finales del año pasado. Se trata de Juan Francisco Gutiérrez Lozano. Otro gestor amateur sin experiencia alguna en gestión, ni de medios ni de nada, ya que hasta ahora también era profesor en la Facultad de Ciencias de la Comunicación. Él será el que reparta los cientos de miles de euros que distribuye a su teórico entender entre los medios de comunicación.


EN todos estos suplementos y webs dedicados a la UMA no se encuentra ni una sola noticia ‘mala’ referida a ella. Todo son alegrías, logros y parabienes para el rector Narváez y los suyos. La inmensa mayoría son noticias a cual más peregrina ensalzando siempre su actividad docente, deportiva, solidaria... Y de vez en cuando alguna información que merece realmente el interés de algún lector objetivo. Vamos, una noticia que interesa de verdad. Toda la comunicación gira en función de los cientos de miles de euros de dinero público que la institución que preside José Ángel Narváez se gasta en publicidad. Para ello tiene un gabinete de propaganda o comunicación en el que trabajan 11 profesionales convenientemente remunerados (AQUÍ) dirigidos a ensalzar a mayor gloria la gestión del rector Narváez, gestión que controlan celosamente desde este gabinete de agitación y propaganda que dirige Gutiérrez. Y que supervisa personalmente el vicerrector de Política Institucional, Juan Antonio García Galindo, de quién depende este servicio de Comunicación de la UMA.

POR los procedimientos descritos, este gabinete de comunicación de Gutiérrez no está acostumbrado a que le hagan preguntas sobre temas espinosos o que no sean de su agrado. Por lo que esas preguntas no las contesta ni él ni deja que lo haga ninguno de los 11 miembros del gabinete.

PUEDE ver aquí otras informaciones relacionadas con esta noticia:
- 19/03/18 Los sindicatos en la UMA silenciados o silenciosos: CCOO, UGT, Sindicato Apoyo Mutuo, SETUMA… ninguna organización quiere opinar sobre el gasto que la Universidad hace en comunicación e imagen, 1.470.065 euros anuales… ¿por qué?
- 14/03/18 La Universidad de Málaga (UMA) se da autobombo e inserta tres anuncios simultáneos solo con su logo en la portada de la web del diario ‘La Opinión’. No anuncia nada. En esto gasta los 550.000 euros que dedica al año a publicidad y propaganda
- 07/03/18 La ‘caótica’ web del servicio de Comunicación de la UMA. Sorprende que la imagen de una universidad pública se maneje desde esta impresentable página. Todo ello pese al millón y medio de euros que la institución destina a esta área
- 06/03/18 Silencio. Ningún profesor de la UMA quiere opinar del 1.470.065 euros que la Universidad gasta en comunicación, de los que 550.000 van a información, divulgación y publicidad en medios, en los que sólo aparecen noticias ‘buenas’
-05/03/18 La Universidad de Málaga (UMA) ni siquiera aparece en el ranking QS de las 500 mejores universidades del mundo por disciplinas. Sí lo hacen 11 instituciones españolas entre las 50 mejores de diferentes ámbitos
-27/02/18 La Universidad de Málaga (UMA) no participa en la investigación sobre la cueva de Ardales porque no tiene especialización en el Paleolítico. Sí lo hace la Universidad de Cádiz (UCA) que tiene una línea de investigación de ese ámbito
-07/02/18 El ‘caos’ de los docentes de la UMA. El decreto de 2012 que limita las contrataciones en las universidades deja en una situación precaria a doctores interinos, interinos sustitutos y profesores asociados

-20/12/17  La Fundación Compromiso y Transparencia elabora una lista con las universidades menos opacas. La UMA aparece entre las que más papeles cuelgan en la red, pero a nivel práctico no da información real a los medios
-05/11/17 La Universidad Autónoma de Madrid (UAM) obligada a pagar la Seguridad Social de becarios que cubrían puestos de trabajo. La UMA guarda silencio y no contesta a las preguntas sobre la situación de sus alumnos en prácticas
-01/12/17 Desvergüenza en la UMA. Presume de tener 41 grados con prácticas en empresas, pero no habla de la explotación de becarios que se esconde detrás. Estos estudiantes cubren habitualmente puestos de trabajo estructurales
-16/11/17 La Universidad de Málaga se pone al servicio del rascacielos del Puerto obligando a asistir a los alumnos de ingeniería a una conferencia promocional sobre la supuesta sostenibilidad del hotel