No recuerda desde cuándo milita en la formación de Albert Rivera. Vive en Málaga desde 2012. El partido ya cuenta con su corriente de críticos y descontentos

19/01/15. Sociedad. Juan Cassá, candidato de Ciudadanos (C’s) al Ayuntamiento de Málaga, fue directivo de otra formación política ya extinta: Sociedad Civil y Democracia (SCD), el partido de Mario Conde, exbanquero que fue encarcelado por varios delitos económicos. Irene Rivera, portavoz de C’s Málaga, explicó a EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com el pasado octubre que lo que le atrajo de la propuesta de...

...Albert Rivera es que “es un partido joven y sin mochilas”. Cassá cuenta con una. En la asamblea general de afiliados de SCD, que tuvo lugar el 1 de diciembre de 2012 en el Ateneo de Madrid, el ahora candidato de Ciudadanos Málaga fue elegido como miembro del consejo de dirección del Partido de Conde.

DESPUÉS de estrellarse en las autonómicas de Galicia, en las que Mario Conde se postuló como candidato a la Xunta, el partido que impulsó el exbanquero celebró en Madrid su asamblea general de afiliados. Fue en el Ateneo, a finales de 2012, y unos 200 militantes pudieron votar a los candidatos a ocupar el consejo directivo de la formación, que acababa de echar a andar. Entre los 31 miembros electos de este consejo apareció el nombre de Juan Cassá Lombardia, adscrito a la ciudad de Málaga, que logró tener presencia con una cuarentena de votos. El asturiano (es de Oviedo) fue convocado junto al resto de consejeros de SCD ya en abril de 2013 para votar la presidencia de este órgano (del propio consejo de dirección). Apenas un mes después Mario Conde dimitiría como máximo responsable del partido y el siguiente equipo que asumiría su control acabaría cesando en 2014, precipitando su caída.

ENTRE su elección como consejero en SCD y la convocatoria de este órgano a votar en abril de 2013 pasaron cuatro meses. Esta revista no ha podido constatar si Cassá acudió a votar al acto, en el que se impuso Ariadna Hernández Torrijos como presidenta del consejo y portavoz de SCD en Cataluña. Meses después, la misma Hernández y los militantes catalanes de la formación se pasarían en bloque a VOX, la formación de ultraderecha del expopular Santiago Abascal. Cassá, en Málaga, comenzó a simpatizar con Ciudadanos, algo que demuestra su perfil en las redes sociales desde mediados de 2013.


JUAN
Cassá comenzó a dar muestras de su sintonía con la formación de Albert Rivera en junio de 2013 a través de las redes, solo un mes después de que el exbanquero, Mario Conde, dimitiese como presidente del partido. Sorprende que el actual candidato y coordinador de Ciudadanos Málaga no se integrase desde el primer momento en las filas de la formación naranja, teniendo en cuenta que incluso en las autonómicas de 2012 SCD pidió su voto para Albert Rivera en Cataluña.

LA expansión de C’s crece en todos los puntos del Estado, y Cassá formó parte de la consolidación del grupo de Ciudadanos en Málaga, aun cuando este partido presume de no tener “mochilas” y él ya había militado y había sido parte de un órgano directivo en otra formación.

CASSÁ tiene cuatro hijos y viene de Asturias. Llegó a Málaga en mayo de 2012 con su esposa, con quien tiene una empresa que lanza diversos portales de búsqueda de plazas hoteleras. La web más potente que gestiona ahora mismo es un buscador de hoteles que permiten alojar también mascotas.

LAS críticas de Cassá por parte de algunos militantes de base en la formación comenzaron a aflorar a finales del año pasado de forma contundente, cuando esta revista y otros medios, entre ellos, El Confidencial, se hicieron eco de las voces críticas de la Plataforma de Garantías Ciudadanas (PGC’s) que denuncia en Facebook varios casos de nepotismo en el seno de este partido (ver En Ciudadanos también hay bronca ya. Militantes del partido de Albert Rivera cuestionan el proceso de primarias internas de Málaga. Ganó Juan Cassá, candidato a la alcaldía. Ya prepara su web de presentación).

LA semana pasada Cassá afirmó que el partido entraría en el Ayuntamiento. “El 95% de los cargos de confianza sobran, no puede haber políticos en puestos que deben estar ocupados por funcionarios de carrera. La lealtad a un partido político no debe ser un mérito a tener en cuenta”, defendió. Adelantó, además, que su formación no pactaría “con siglas”, sino “con propuestas concretas”, y defendió cinco compromisos que adquiere de cara a las futuras municipales: “transparencia, agilidad, disponibilidad, responsabilidad y reactivación”.

PUEDES leer aquí un artículo relacionado con esta publicación:
- 15/12/14 En Ciudadanos también hay bronca ya. Militantes del partido de Albert Rivera cuestionan el proceso de primarias internas de Málaga. Ganó Juan Cassá, candidato a la alcaldía. Ya prepara su web de presentación
- 10/10/14 Irene Rivera, portavoz de Ciudadanos en Málaga: “Ciudadanos es el mejor regalo que el nacionalismo catalán le ha hecho a España”. “No somos de pactos partidistas, preferimos pactos programáticos”