Toni Morillas, concejala de IU y portavoz del grupo municipal: “Asistimos a una actitud indecente, machista y aporofóbica del equipo de gobierno, que está estigmatizando a mujeres que ya son víctimas de una profunda vulneración de derechos”

16/02/24. Redacción. EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com. La portavoz del grupo municipal de IU en el Ayuntamiento de Málaga, Toni Morillas, ha registrado una petición de comparecencia ante la Comisión Plenaria de Seguridad, para que el concejal Avelino Barrionuevo (PP) su responsable, “dé explicaciones sobre el incremento en el último año en hasta un 160%...

...de las sanciones a mujeres en contextos de prostitución”.

Y es que Morillas considera que “asistimos a una actitud indecente, machista y aporofóbica del equipo de gobierno, que está estigmatizando a mujeres que ya son víctimas de una profunda vulneración de derechos”.

Según los datos que aporta Morillas, “un 94% de las sanciones impuestas durante 2023 ha sido a las mujeres y sólo un 6% a los puteros. Hay una estrategia profundamente errónea y la ordenanza de convivencia que contempla las sanciones de las prácticas sexuales en la vía pública está suponiendo que a mujeres que ya están en situación de vulnerabilidad se les apliquen sanciones que pueden llegar hasta los 1.500 euros, generando una mayor situación de pobreza y vulnerabilidad económica y una clara estigmatización y victimización a un colectivo ya vulnerable”.


La concejala sostiene que “el equipo de gobierno nos traerá alguna iniciativa para hacerla institucional en vísperas del 8 de marzo, les digo que lo mejor que pueden hacer en el marco del 8M es dejar de ejercer la violencia institucional contra las mujeres que están en una situación de vulnerabilidad, como son los contextos de prostitución, lo mejor que pueden hacer es derogar el artículo 36 de la ordenanza de convivencia”.

Morillas recuerda que “la trata y la explotación sexual son delitos, reconocidos como violencia machista contra las mujeres, tanto por nuestro ordenamiento jurídico como por el convenio de Estambul. Hay datos a los que debemos atender: el Centro de Inteligencia sobre Delitos de Terrorismo y Crimen Organizado, señala que una de cada tres víctimas de trata se encuentra en Andalucía. Y organizaciones sociales especializadas en intervención con mujeres víctimas de trata y explotación, como ‘Zona de Conflicto’, señalan que más de un 95% de las víctimas de trata en Andalucía son víctimas de explotación sexual”.


Respecto a la demanda, Morillas apunta que “un informe de la Universidad de Comillas señala que 1 de cada 5 hombres en algún momento de su vida ha pagado por sexo, teniendo en cuenta que más de un 90% de la prostitución se realiza en contextos de explotación, observamos que estamos ante actos de violencia sexual profundamente normalizados”.

La portavoz de IU entiende que “la actuación de los poderes públicos no puede ser la de sancionar a las mujeres, tienen que orientarse a perseguir y a acabar con la impunidad de la industria proxeneta, a mejorar los instrumentos de las instituciones para detectar las situaciones de trata y explotación sexual, a acompañar a las mujeres en un proceso que les permita desde un punto de vista laboral y social recuperar sus vidas”.


Por todo esto, Morillas pide al equipo de gobierno del PP que “dé explicaciones de si existe algún tipo de instrucción por parte de la delegación de Seguridad que esté obligando a que un 94% de las sanciones se estén imponiendo a las mujeres. Se debe a una ordenanza que municipal de convivencia que en su artículo 36 reconoce las prácticas sexuales en la vía pública como una infracción grave, pudiendo llegar las multas hasta los 1.500 euros, por eso este artículo tiene que ser derogado”.

Para Morillas “el Ayuntamiento tiene que comprometerse de una manera más decidida a destinar recursos para el trabajo de detección, recuperación e inserción laboral para mujeres que están en contexto de prostitución”.