“Tenemos claro desde hace años que el Ayuntamiento no va a querer devolver los presupuestos de Bomberos pues es una importante fuente de ingresos para otros menesteres de, quizás para ellos, mayor importancia”

OPINIÓN. Bomberos en lucha. Por Encierro Bomberos de Málaga. @EncierroBombMlg

10/06/21. Opinión. Los Bomberos del Ayuntamiento de Málaga llevan cuatro años en huelga en protesta porque el alcalde, Paco de la Torre, no los dota con los equipos necesarios para preservar la seguridad de los malagueños: los ciudadanos están en peligro, han avisado muchas veces. Inexplicablemente, el dinero que debería ir a mejorar la situación y las dotaciones de los bomberos de Málaga, se gasta en otras cosas que...

...el alcalde decide. En su colaboración para EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com escriben sobre el presupuesto del Servicio: “Sorprende conocer que desde que el dinero de los fondos UNESPA pasaron a la llamada “caja única” la cantidad de dinero que se dice invertir en bomberos ahora es superior, pues el estado de la flota de vehículos, herramientas, mantenimiento, etc. del Servicio de Bomberos ha ido en detrimento, por lo que los datos aportados no concuerdan con la realidad”.

Bomberos. El cuadrilátero del pleno municipal

En el día de ayer se celebró un pleno extraordinario en el que se debatían nuevamente asuntos relacionados con la problemática del colectivo de Bomberos.


Uno de los asuntos tratados y de mayor interés para el buen funcionamiento del propio Servicio versaba sobre el presupuesto de Bomberos a través de los fondos UNESPA (cantidad que destina el consorcio de Seguros para el establecimiento, mejora y ampliación de los Servicios de Prevención y Extinción de Incendios).

Con respecto a la información vertida por la corporación y sin ánimo de ofender queremos aclarar los siguientes puntos:

1º) Cuando el concejal de Seguridad argumenta que la sentencia que obliga a un Ayuntamiento (Gijón en este caso) a volver a destinar los fondos UNESPA a bomberos era porque, en este caso, el acuerdo entre la Gestora y ese Ayuntamiento era una “Contribución Especial” y en el caso de Málaga está incluida en una ordenanza municipal. Hay que recordar (aunque lo sabe) que fue el Ayuntamiento de Málaga quien modificó una ordenanza municipal para que el acuerdo de colaboración dejara de ser Contribución Especial (ver foto) y por eso se han perdido los fondos UNESPA (y aunque pueda parecerlo, este párrafo no está extraído de ninguna película de los hermanos Marx, es real como la vida misma).


2º) Aclarado ese punto, sorprende conocer que desde que el dinero de los fondos UNESPA pasaron a la llamada “caja única” la cantidad de dinero que se dice invertir en bomberos ahora es superior, pues el estado de la flota de vehículos, herramientas, mantenimiento, etc. del Servicio de Bomberos ha ido en detrimento, por lo que los datos aportados no concuerdan con la realidad.


3º) Manifiesta también que las reivindicaciones incluidas en el documento de inicio de la huelga son la Reclasificación, la Reducción de Jornada y otra vez, la Reclasificación, olvidándose, creemos que por un lapsus pues es de gran importancia, del Reglamento Interno de Organización del Servicio de Bomberos. Sorprende nuevamente conocer que las reivindicaciones se han cumplido, pues seguimos sin reglamento, la reducción de la jornada aplicada nos sigue manteniendo en una jornada muy superior a la normal para el funcionariado, y ¡estamos reclasificados!, cuando todavía siquiera ha acabado el plazo para echar la instancia para presentarnos a la promoción interna que nos reclasificaría (aunque confiamos en que se llevará a cabo).

Retomando los fondos UNESPA, tenemos claro desde hace años que el Ayuntamiento no va a querer devolver los presupuestos de Bomberos -aunque lo incluyeran como compromiso en el anterior Acuerdo de Funcionarios, y que no han cumplido-, pues es una importante fuente de ingresos para otros menesteres de, quizás para ellos, mayor importancia. Por lo tanto, tenemos asumido que tendrá que ser un juez/a quien se lo ordene.


Pero más allá de la gestión de estos presupuestos, lamentamos ser testigos una vez más de cómo ante una problemática real de un colectivo se continúa intentando desprestigiar al mismo con ataques personales, ya sea recayendo en profesionales del Real Cuerpo de Bomberos o entre sus propios compañeros de pleno. Si con este comportamiento les ha ido bien profesionalmente a anteriores concejales, esperemos que, en esta ocasión ésta no sea la razón, sino solo fruto del barro que impregna el cuadrilátero que en ocasiones se convierten los debates municipales.

Puede leer aquí anteriores entregas de Encierro de Bomberos Málaga