“Recibo un mensaje en mi móvil de la Cadena Ser, decía algo así: “El Rey en cuarentena tras un contacto con un positivo en Covid y suspende todas sus actividades oficiales””

OPINIÓN. Observando. Por Rafa Fuentes
Doctor en Económicas y Empresariales

01/12/20. 
Opinión. El exconcejal y reconocido militante socialista, Rafa Fuentes, escribe en su columna de colaboración en EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com sobre la “fatigable” agenda del Rey: “En definitiva, en los últimos diez días ha tenido cinco actos oficiales, que por una duración de dos horas por acto (incluidos los ágapes correspondientes), llega a la tremenda cifra de diez horas de actos oficiales...

...en diez días”.

La agenda “Real”

Recibo un mensaje en mi móvil de la Cadena Ser, decía algo así: “El Rey en cuarentena tras un contacto con un positivo en Covid y suspende todas sus actividades oficiales”.

Dirás, Rafa, eso ya lo sabemos, lo hemos visto en los telediarios, lo hemos leído en los periódicos, lo hemos oído en las radios y nos ha llegado ese mismo mensaje, así que de noticia nada. Y llevas razón, eso no es lo que quería deciros, lo sabéis de sobra, pero soy un tipo curioso y quería compartir esto con vosotras, con vosotros.

Decía que soy un tipo curioso y me pregunté a mí mismo “joder, ¿cuál será la agenda tan importante de este señor, que todos los medios nos dice que no va a poder desarrollar?”, y seguí hablando conmigo mismo “a ver si lo poco activo que está el país, se va a paralizar por la suspensión de la agenda del Rey Felipe VI de España”… y me puse a investigar en un lunes noche de confinamiento.

Y lo conseguí, me alegré a mí mismo, pero no seas mal pensado.

Ya sé cuál es la intensa agenda del que es, queramos o no (yo no quiero) el “Jefe del Estado” y eso es lo que quería compartir contigo, que te quedes tranquilo, tranquila, que, aunque el Rey deje temporalmente su “agenda”, no te va a importar nada.

Te cuento la agenda de los últimos diez días, del primero de los españoles, por criterios espermatozoidales, en un país democrático.

Días 20 y 21, no tiene ningún acto. Día 19, va a la entrega del Premio Pelayo para Juristas, en Madrid. El día 18 fue a la entrega del Premio de Periodismo “Francisco Cerecedo”, en Madrid. El día 17, también en Madrid, fue a una reunión del Patronato de la Fundación Cotec (no tengo ni idea lo que es). Por fin sale de Madrid, aunque sea cerquita, va a Toledo el día 16 a la inauguración de un Hospital. Los días 13, 14 y 15 no tiene agenda alguna, que también tiene derecho de descansar después de esas dos intensas horas de agenda oficial al día. El día 12, desde su Palacio (que pagamos entre tú y yo) lee un discurso en la III Edición del Foro de París.

En definitiva, en los últimos diez días ha tenido cinco actos oficiales, que por una duración de dos horas por acto (incluidos los ágapes correspondientes), llega a la tremenda cifra de diez horas de actos oficiales en diez días.

Pues ya conoces la fatigable agenda de nuestro Rey y ya te puedes quedar tranquilo, esté en activo o confinado… todo va a seguir igual. Bueno, lo único que cambia es que quienes les escriben sus discursos, sus cientos de escoltas, sus técnicos de protocolo, sus decenas de asesores,… estarán más tranquilos.

Puede leer aquí anteriores entregas de Rafa Fuentes