La prueba aportada por el colectivo Resistencia animal apunta a una ampliación de la urbanización, que según los ecologistas es el motivo de la matanza animal. El director de comunicación de la urbanización, Sergio Azcona, lo negó

15/09/16. Sociedad. El grupo ecologista Resistencia Animal ha remitido a EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com un plano, que según ellos, pertenece al proyecto de ampliación urbanística que la gerencia de la urbanización La Zagaleta pretende llevar a cabo. Se trataría de una tercera fase de viviendas en los terrenos de la urbanización que son bosque. En esta zona se concentrarían la mayoría de los animales que...

...están siendo eliminados con el permiso de utilización de armas de fuego que consiguieron de la Junta de Andalucía. El director de comunicación de La Zagaleta, Sergio Azcona, en unas recientes declaraciones a esta revista (AQUÍ) desmentía tajantemente la versión de los ecologistas y negaba que existiese ningún plan de ampliación urbanística de este privilegiado enclave.


EN el plano remitido puede verse una zona marcada que según los ecologistas corresponde a la tercera fase de ampliación urbanística que los gerentes de La Zagaleta quieren llevar a cabo. Entre las distintas inscripciones que pueden leerse en el plano, destaca una que semitachada con rotulador anuncia: “Futuro desarrollo / Future development” y debajo puede leerse “3º P.P.O Barrancos de La Zagaleta”.También: “Salida nº 4 de evacuación”.

ESTA supuesta tercera fase marcada cuenta con un total de 62 parcelas numeradas, que según la portavoz de Resistencia Animal, Patricia Lara,  corresponderían a diferentes proyectos de viviendas. La representante de los animalistas explica que para La Zagaleta los animales estorban para una ampliación inmobiliaria. El método elegido, el de eliminar a los ejemplares con armas de fuego, se debe a que necesitan acabar con ellos con rapidez y efectividad para cumplir con el plan de ampliación urbanística.

POR
otro lado los gerentes de la lujosa urbanización niegan que la matanza animal se deba a un proyecto de ampliación urbanística de la zona como sostienen los ecologistas. Sergio Azcona, responsable de comunicación de la urbanización insistió en esta cuestión en las recientes declaraciones que ofreció hace unos días a esta revista (ver noticias relacionadas). Desmintió la hipótesis que, según él, están difundiendo los animalistas, que apunta a que un cambio en la administración de la urbanización y la entrada de una nueva gerencia pretende ampliar la construcción de viviendas en La Zagaleta y que los animales suponen un impedimento y por eso están siendo eliminados.

EL jefe de comunicación de la urbanización argumentaba que los administradores lo único que hacen es cumplir con la ley y las normas que la Junta de Andalucía imponen para estos casos. Según su portavoz, la Junta les expidió un permiso para eliminar con armas de fuego la superpoblación de especies alóctonas (que no son del lugar, en contraposición a las autóctonas) que sufren. Este permiso, dentro del marco legal, es el único que han recibido hasta la fecha. No les consta que haya habido ningún cambio en la postura de la administración autonómica, ni les han comunicado ningún otro procedimiento.

PUEDE 
ver aquí anteriores noticias relacionadas con esta noticia:
- 14/09/16 Los animalistas desmienten a La Zagaleta y se reafirman en que las matanzas de animales son para poder ampliar la urbanización. Piden a la Junta que les anule el permiso para usar armas de fuego
- 13/09/16 Los administradores de La Zagaleta niegan que la matanza de animales se deba al proyecto de ampliación urbanística de la zona. Insisten en que ellos cumplen con la ley que les impone la Junta
- 09/09/16 Los animalistas de la Costa del Sol abren un crowdfunding para recaudar fondos e interponer una demanda contra los gestores de La Zagaleta y detener la matanza de animales en la urbanización
-
07/09/16Las últimas noticias aparecidas en los medios sobre la matanza de animales en la Zagaleta hace que un grupo de vecinos de la urbanización exprese su desacuerdo con estas prácticas cruentas