EL OBSERVADOR recuerda que la plaza Camas nace cuando en el lapso de una década se derriban 35 edificios históricos

29/12/14. Urbanismo. Las Reales Cofradías Fusionadas deshojan el calendario para saber cuándo podrán inaugurar su nueva Casa de Hermandad en la Plaza Camas. Una plaza que es una invención, tal y como zanjó el geógrafo Anton Ozomek en un post hace dos años, que hoy EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com rescata para comprender cómo es la política...

...urbanística municipal. Las Fusionadas ubicarán su edificio en un solar que el Ayuntamiento ha cedido (?). Al principio se hablaba de unas dimensiones de 450 metros cuadrados, finalmente ha sido de 590.

EL pasado mes de abril se escenificó la firma del protocolo de intenciones entre el Consistorio y la Hermandad. En nombre del primero fue Francisco de la Torre, alcalde de Málaga. En nombre del segundo fue Eduardo Rosell, hermano mayor de esta congregación. En nombre propio fue el actor Antonio Banderas, miembro de las Fusionadas. Sabe que cuenta con un apellido que empuja todo proyecto que toque, como empuja los últimos retoques que están teniendo lugar en el ático que está terminando en la calle Alcazabilla, en el que se ha instalado un casetón para un ascensor exclusivo y donde dispondrá una lámina de agua en la que será su amplia terraza, después de que la comunidad de vecinos aprobase la cesión gratuita del uso de la azotea. Banderas vivirá en el bloque del número dos de calle Zegrí, que fuera un edificio protegido, frente a otro ‘mamotreto’ urbanístico, que verá nada más se asome: una zona de cócteles de un ‘hostel’ al lado del cine Albéniz que ha colocado una cristalera para construir ese local.

YA
son menos las zonas del Centro Antiguo que están a salvo de las nuevas construcciones y de las ‘nuevas tendencias’. El geógrafo Anton Ozomek, en su blog Edifeicos, publicó un post hace dos años que relata con minuciosidad qué ha pasado en el enclave de la Plaza Camas (AQUÍ). Una plaza que nunca ha sido tal, pues durante siglos ha sido calle. Durante los últimos meses este entorno, que en realidad se llama Plaza de Enrique García-Herrera, se ha visto envuelto de polémica. La reforma de lo que es la cubierta de un aparcamiento subterráneo ha costado más de un millón de euros, después de que el Consistorio municipal perdiese la subvención de unos fondos europeos que como requisito indispensable contemplaban redactar el proyecto con la aprobación de los vecinos. Estos vecinos, de hecho, criticaron desde el minuto uno el diseño final de esta Plaza Camas, sin sombra y con nada más que cemento.

LA
construcción de la nueva Casa de Hermandad de las Fusionadas, sin embargo, es un punto y aparte (no se sabe cuándo finalizará) en la historia del atentado urbanístico del enclave. La propuesta del arquitecto de las Fusionadas es de un edificio de unos 1.590 metros cuadrados construidos, con dos cuerpos que se unen mediante otro a modo de soportal que facilita el acceso al edificio.


OZOMEK
, en su blog, hablaba de una propuesta anterior, cuando se diseñaba el inmueble en un solar que no es el actual. El espacio que se ha cedido este mismo año pertenecía a la Fundación Unicaja, que desechó ampliar el Museo de Costumbres Populares que se enclava en esa misma ubicación.

EL
geógrafo recuerda en su artículo que la “invención” de la Plaza Camas “comenzó a mediados de la década de 1980 con la demolición de 15 edificios históricos y, tras un largo lapso de espera, se concluyó en el año 1997 con la demolición de otros 24 edificios históricos, siendo inaugurada tan aberrante actuación urbanística por la entonces alcaldesa de Málaga, Celia Villalobos”. Además, recuerda que el inmueble donde ahora se encuentra el museo de Unicaja es “Monumento Histórico-Artístico por Orden Ministerial de 17 de septiembre de 1964, y como tal, al amparo de las reformas introducidas por la Ley 16/1985 del Patrimonio Histórico Español, pasó a clasificarse como Bien de Interés Cultural (BIC) de carácter singular”.

ESO
significa que el inmueble posee un entorno protegido de 50 metros, por lo que la Casa Hermandad de las Fusionadas supondría un grave impacto visual. Todavía no se ha hablado de construir ni se ha dado permiso de obra alguna, pero cuando lo haga, el Consistorio malagueño tendrá que solicitar “la debida autorización de la Dirección General de Bienes Culturales, de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía; autorización que, de respetarse el espíritu y determinaciones de la Ley de Patrimonio Histórico”, y Ozomek es claro: “Habrá de ser denegada por los motivos anteriormente expuestos”.

DE
no serlo, como ya se ha explicado, este será un nuevo punto y aparte en el atentado contra el patrimonio histórico del entorno.

PUEDE
leer aquí anteriores artículos relacionados con esta publicación:
- 12/12/14 Pomares, edil de Urbanismo del Ayuntamiento de Málaga, echa el ‘muerto’ de Plaza Camas a los vecinos. Dice, con su tono de chulo de barrio, que nadie prestó atención al proyecto inicial
- 14/07/14 Plaza Camas: una historia real. La ‘mierda’ de plaza, la ‘mierda’ de política. El terco enfrentamiento entre Francisco Pomares, concejal de Urbanismo en Málaga, y Pedro Marín, director del OMAU
- 09/07/14 El edil Pomares miente sobre esa ‘mierda’ de plaza llamada Camas. Dice que los vecinos solo quieren cambiar detalles. La representante vecinal asegura que no les han hecho ni caso, que les enseñaron unos planos y que hicieron otra cosa distinta
- 26/06/14 Plaza Camas. El democrático urbanismo de la Gerencia Municipal de Málaga implica no hacerle ni puñetero caso a los vecinos. No hay sombra, no se puede dormir por las farolas, se llenará de mesas y ruido… en lenguaje perezdelafuentista: es una “mierda”
- 31/05/11 La postura de la Plataforma Plaza de Camas (respecto al proyecto del Mercado de las Artes) ha sido clara desde el principio de su andadura